jueves, 10 de mayo de 2018

Los equipos con SSDs Intel se estan quedando inutilizables despues de actualizar a Windows 10 April Update

Si los SSDs de Intel no tenían buena fama debido a su elevado precio frente a la competencia, los problemas se han multiplicado gracias a Microsoft, y es que tras lanzar la actualización Windows 10 April Update, un pequeño número de sistemas, en aumento, se están quedando bloqueados, algo que únicamente está sucediendo en los equipos que cuenten con SSDs del gigante azul.


Debido a que es un problema muy serio, Microsoft ha tomado cartas en el asunto y todos aquellos equipos con cualquier SSD fabricado por Intel están viendo como dicha actualización les ha sido bloqueada para evitar problemas de rendimiento y estabilidad. El comunicado oficial de Microsoft es el siguiente:
“Al intentar actualizar a Windows 10 April Update, la actualización en ciertos dispositivos con ciertos SSDs de Intel puede ingresar a una pantalla de BIOS con un bucle infinito de reinicios o bloquearse repetidamente.”
Microsoft dice que este problema no tiene una solución alternativa, por lo que aconseja que los usuarios que tengan un SSD Intel, e instalada la última actualización de Windows 10, que antes de arrancar el equipo pulsen F8 y restauren la versión del sistema operativo a la anterior versión (1709). En el peor de los casos, el usuario tendrá que formatear el SSD si no puede restablecer el sistema.

Es lógico pensar que Microsoft e Intel ya estén trabajando juntos en una solución. Una vez que la solución se haya encontrado y esté disponible, es probable que Microsoft desbloquee la actualización de Windows 10 April Update para esos usuarios.



Saludos.

No hay comentarios :

Publicar un comentario