lunes, 18 de abril de 2016

Un adolescente amasó una fortuna vendiendo ataques DDoS


La Deep Web se ha convertido en un punto de encuentro para aquellos que venden y demandan ataques DDoS, y para el que no lo sepa estos se utilizan para inutilizar servidores y servicios objetivo, gracias a una saturación de los mismos por el envío de un numero enorme de peticiones que acaba agotando sus recursos y haciendo que dejen de funcionar, quedando inaccesibles.

Es un negocio muy lucrativo, tanto que ha llamado la atención de muchos adolescentes que ven en los ataques DDoS una fuente importante de ingresos, y Grant Manser es sin duda uno de los mejores ejemplos.

Este joven británico de 20 años decidió montarse por su cuenta y creó sus propias herramientas para llevar a cabo dichos ataques, ofreciendo sus servicios en la DeepWeb entre enero de 2012 y diciembre de 2014.

A pesar de lo bien montado que tenía su particular negocio el ataque a dos escuelas británicas por parte de dos clientes que compraron sus herramientas para generar ataques DDoS le acabó costando la detención, ya que consiguieron rastrearlo y descubrir su verdadera identidad.

Durante todo el tiempo que estuvo metido en el negocio Manser consiguió unas 50.000 libras, una pequeña fortuna que equivale a 70.000 dólares, aproximadamente, pero como decimos fue pillado y recientemente ha sido juzgado.

Al final ha salido bien parado, y en contra de lo que podíamos imaginar no pisará la cárcel salvo que decida meterse de nuevo en líos, ya que el juez ha suspendido la pena de prisión originalmente considerada, aunque deberá cumplir 100 horas de servicios a la comunidad.

¿Por qué ha sido el juez tan blando? A pesar de que los ataques DDoS realizados con sus herramientas se cuentan por cientos de miles Manser fue “responsable”, ya que no tomó parte directamente en los ataques, ahorró casi todo el dinero que ganó y además hizo que dichas herramientas no funcionarán contra hospitales, bancos ni cuarteles de policía.

Más información: Softpedia.

Saludos.

No hay comentarios :

Publicar un comentario